Carpa

Sugerencias para los pequeños

La carpa posee un sabor agradable y suave que en principio no tienen por qué rechazar los niños. Sin embargo, este pescado presenta muchas espinas. Los niños rechazan los pescados con espinas y no los comen a gusto por tener que estar pendientes de su eliminación. Para evitar este problema se puede preparar desmenuzada o en pequeñas porciones.

Sirve para elaborar croquetas, o bien se emplea como relleno de pimientos. Puede añadirse en una original ensalada, en un plato de pasta o en una paella, platos que por lo general son del agrado de los pequeños.

Si se preparan unas brochetas con trocitos pequeños de este pescado asegurándose de que no contengan espinas, será un bocado difícil de rechazar. En una ocasión especial se puede cocinar un plato más elaborado como, por ejemplo, carpa rellena de como tomate, berenjena, pimiento, aceitunas, nueces y huevo. Este plato se prepara en el horno y es probable que su original aspecto y presentación al menos consiga llamar la atención de los más pequeños.