Bacaladilla, lirio o perlita

Introducción

La bacaladilla, también conocida con el nombre de lirio o perlita, pertenece a la familia de los Gádidos, la misma que el bacalao. Su talla es, sin embargo, inferior, su carne posee una textura suave y un sabor agradable, y el mayor inconveniente es que resulta difícil de conservar

¿Dónde se pesca?

Bacaladilla, lirio o perlita

Las bacaladillas son peces gregarios, como las anchoas o las sardinas, y viven en las costas bañadas por el océano Atlántico a profundidades considerables de entre 100 y 3.000 metros, aunque es muy común encontrar bancos de peces a 200 ó 400 metros de profundidad. También pueden pescarse en el mar del Norte. En el caso de la costa española, se hallan en el mar Mediterráneo y en el Cantábrico, sobre todo en Asturias, región en la que es muy apreciada y recibe el nombre de abril, bacalá o liriu.

Las especies más conocidas

La especie común de bacaladilla que llega al mercado español es la Micromensistius poutassou. En los países de América del Sur bañados por las aguas del Atlántico y del Pacífico abunda una especie de bacaladilla, la denominada bacaladilla austral (Micromesistius australis), de tamaño inferior y con una carne más compacta y de mejor calidad que la de la bacaladilla común.

Características

  • Forma: Posee un cuerpo fuerte y fusiforme. Su cabeza es grande y con forma triangular
  • Talla mínima: 15 cm.
  • Color: Gris azulado en la parte dorsal y blanquecino en la ventral (zona del vientre).
  • Longitud y peso: Puede alcanzar los 50 centímetros de largo, aunque lo más frecuente es que mida de 15 a 30 cm. Su peso medio ronda los 300 gramos. Las hembras son de mayor tamaño que los machos.
  • Alimentación: Se alimenta de pequeños crustáceos. Cuando aumenta de tamaño come también peces pequeños y cefalópodos.